El Gallego Álvarez. Inicios del Movimiento 26 de Julio en Puerto Padre

A penas con 5 años pasaba mis fines de semana aquí en la localidad de Vázquez un amigo de mi abuelo me sumergió en la cría de peces , yo niño al fin me pasaba largas horas contemplando el ir y venir de las diferentes variedades de peces ornamentales que tenía el Gallego Álvarez en estanques inmensos hechos de cemento. descuiden hoy no voy a hablar de peces tropicales sino de Anselmo Andrés Álvarez Reyes, el Gallego Álvarez; nunca pensé que una persona como aquel viejo ya blanco en cana tuviese un historial revolucionario tan amplio, al pasar de los años ya adolescente lo descubrí.

 El Municipio de Puerto Padre cuenta con una rica tradición combativa que comienza desde las luchas iniciales de nuestro pueblo por su independencia hasta la última etapa de esa gesta libertaria. Muchos luchadores se destacaron en este contexto y jugaron papeles destacados en el ámbito regional y nacional.

La Zona de Vázquez es particularmente abundante en hechos históricos y personalidades destacadas.

AndresAnselmo Andrés Álvarez Reyes, el Gallego Álvarez, sintetiza los valores esenciales de hombre de bien, patriota y revolucionario. El estudio de su vida y obra es importante porque reafirma nuestra identidad municipal. Su conocimiento por las generaciones futuras constituye un elemento eficaz para enfatizar ese orgullo de pertenencia.

El 20 de junio de 1923 nació Anselmo Andrés Álvarez Reyes, en el poblado de Vázquez, barrio el yarey en una familia de origen obrero-campesino con ancestros mambises. Su abuelo, Rafael de los Reyes, habría participado en el asalto y toma de Las Tunas por las tropas de Calixto García en agosto de 1897. El padre de Anselmo Andrés fue José Florencio Álvarez Ruiz, asturiano traído a Cuba por su familia a los 11 años y establecido en Vázquez a los 20 después de haber trabajado en varios lugares entre ellos, la fabrica de Chocolates “La Estrella”.

 Su madre fue Adela Reyes, Campesina, junto a sus hermanos Andrés recibió clases en su casa de un maestro particular llamado Jaime Mir también de origen español. El sexto grado lo realizó en la escuela pública José Martí y su Maestra fue Emma López de Mursulí. Esta mujer maestra ejemplar y religiosa honesta influyó notablemente en la formación de valores éticos y patrióticos en Andrés y sus condiscípulos. De esa manera Andrés se convirtió en un buen lector desde niño, sobre todo de libros de temas históricos y de acción y aventuras.

Sus viajes a Santiago de Cuba a casa de su tío Antonio Reyes le permitían ampliar su universo de lecturas. Desde pequeño trabajó en el comercio como dependiente, primero con Benigno López Tendero de Vázquez y después ya adolescente con Pepito González en el 31 de Velasco. La Tienda estaba en una colonia y allí conoció las condiciones miserables en que vivían los macheteros. Luego pasó a Gía 5 donde trabajó en similares condiciones.

Desde su adolescencia fue de naturaleza inquieta y rebelde anta toda injusticia. Su carácter abierto y decidido lo hizo destacarse como líder natural. Fue buen deportista y practicaba, pelota, natación, pesca y ese mismo carácter afable le propició amistades y una relación social excelentes. Fue también un destacado bailador y conversador notable.

A los 16 años contrajo matrimonio con Dominga Rosalía Díaz López de padre español y madre cubana con quién tuvo 5 hijos. Sus inquietudes políticas encontraron cauce en la lectura de textos martianos y el estudio de la vida de Guiteras que fueron sus guías políticos iniciales.

A finales de la década de los 40 se afilia a la juventud del Partido del Pueblo Cubano (Ortodoxo) creado por Eduardo Chibás a partir de un desprendimiento del PRC y participa también en el apoyo de las luchas campesinas de la zona. En 1951 estuvo entre los organizadores de un acto de repudio a Fulgencio Batista, candidato a la presidencia por el PAU (Partido de Acción Unitaria), cuando este político participaba en un mitin organizado por sus partidarios en el Club Social de Vázquez (hoy Casa de Cultura).

Al producirse el golpe de estado dirigido por Batista el 10 de marzo de 1952, Andrés Álvarez participó activamente en el repudio al hecho anticonstitucional. La población de Vázquez se volcó a las calles masivamente, 3 meses más tarde participó en reuniones para organizar la Ortodoxia Insurreccional en Prado 109, sede del Partido en Ciudad de la Habana.

Posteriormente se produjo una reunión en el río la Aguada en el lugar conocido como Pisa Papel con el pretexto de una reunión masónica cuyo objetivo verdadero fue organizar el MIO (Movimiento Insurrecional Ortodoxo) en Vázquez. En esta reunión estuvo presente Millo Ochoa, político holguinero de la Dirección Nacional del Partido, quién defraudaría posteriormente a los comprometidos en aquel movimiento.

El 26 de Julio de 1953 al producirse el asalto al Cuartel Moncada Andrés Álvarez se encontraba en Santiago de Cuba en una misión del MIO. Regresa a Vázquez y dos días más tardes participó en la reunión de la Gibara donde unas 30 personas se agruparon con el fin de apoyar a los revolucionarios del Moncada de extenderse este acontecimiento.

Ante las nuevas circunstancias provocadas por la acción del Moncada y la traición de los dirigentes de la Ortodoxia el MIO desaparece, se desintegra por si mismo. Sus integrantes serán sin embargo la materia prima fundamental del futuro Movimiento 26 de Julio.

En octubre de 1954 se distribuyó en el municipio la Historia me Absolverá traída desde la Habana por Gustavo Ameijeiras. En la zona de Vázquez Andrés Álvarez contribuyó en la distribución de este documento. Es este mismo año se produjo un mitin en Vázquez para impulsar la aspirantura a representante de Pincho Gutiérrez, Manager de Kid Chocolate.

El acto se convirtió en tribuna para que Andrés Álvarez, Juan Gómez Fonseca y otros revolucionarios denunciaran la situación existente y los atropellos de la tiranía. El acto termino con gritos contra Batista y vivas a la Revolución. La represión de la Guardia Rural no se hizo esperar y los jóvenes huyeron perseguidos hacia el Yarey.

En el último trimestre de 1955 se organizó el Movimiento Revolucionario 26 de Julio en el Municipio. La Primera Célula de Vázquez se organizó en casa de Alfredo González y estuvo dirigida por Andrés Álvarez. La integraron también Alberto Álvarez, Pedro González, Cosme Torres, Tomás Carralero y otros.

Por esta época Andrés Álvarez era dueño de un pequeño negocio frente al parque de Vázquez. El Bar con dos billares era el lugar propicio para los contactos clandestinos. En este tiempo estableció relaciones con otros revolucionarios de Las Tunas, Holguín, Santiago de Cuba y La Habana. Entre ellos José Lucas Rodríguez Jefe del Movimiento en Las Tunas, en Santiago con Lester Rodríguez, Dignora Vázquez y Gloria Cuadras.

A fines de noviembre de 1956 la dirección del movimiento en Santiago de Cuba dirigido por Frank País ordenó la realización de acciones en apoyo al desembarco de Fidel y sus compañeros procedentes de México. En el municipio el plan consistía en el acuartelamiento para realizar diversas acciones entre ellas ataques a los cuarteles de Delicias y Vázquez, el asalto al polvorín de La Cadena y otros.

Con la dinamita que se pensaba obtener en el Polvorín de La Cadena una vez trasladada a Las Tunas se volarían puentes de Ferrocarril en la zona de Bartle y otros lugares para impedir el acceso de las fuerzas de la tiranía desde el occidente. Andrés Álvarez acuarteló sus hombres en Molinet y viajó a Las Tunas para esperar allí las armas imprescindibles para la acción. En las primeras horas de la noche del 29 de noviembre llegó el emisario de Santiago de Cuba con la noticia de que el Movimiento no podía mandar armas, solo llegaron dos pistolas.

Ante este hecho la dirección del Movimiento ordenó la desmovilización. Andrés Álvarez junto a Guillermo Domínguez regresaron al municipio con este fin. Cuando llegaron a Delicias ya se había realizado el Asalto al Polvorín.

A partir de diciembre de 1956 se intensifica la represión a los luchadores revolucionarios. Andrés Álvarez es perseguido y tiene que esconderse continuamente. Inicialmente se traslada a Mayarí y posteriormente a la Habana donde estableció relaciones con los hermanos Ameijeiras. El 13 de marzo de 1957 a pesar de haber sido contactado no pudo participar en el asalto al Palacio Presidencial y a la Toma de Radio Reloj.

Andrés Álvarez permaneció en el lugar donde debían recogerlo pero no lo hicieron. Se enteró después por la lógica compartimentación de cual era la acción en la que debió ser protagonista.

Incrementada la represión Andrés Álvarez consiguió que un cabo del CIM a mediados de 1957 extrajera de los archivos los documentos que a el comprometían. De esa manera logró sacar pasaporte y llegar a Miami en el segundo semestre de ese año. En Miami el Gallego Álvarez se relacionó con otros miembros del Movimiento en el Exilio entre ellos Fernando Vecino Alegret, José Yanusa, Fernando Virelles y Melba Hernández. Participó en múltiples actividades de divulgación y propaganda, mítines y recogidas de fondos en Tampa, Miami y Cayo Hueso.

El primero de noviembre de 1958 el Gallego Álvarez con un grupo de compañeros abordaron el vuelo 495 con destino a Cuba. Habían logrado introducir armas en sus equipajes.

A los 35 minutos de vuelo iniciaron la acción de secuestro de la nave con el objetivo hacerla aterrizar en el aeropuerto de Maizal en Mayarí Arriba, zona del Segundo Frente Oriental que comandaba Raúl Castro Ruz.

El avión sobrevoló la pista pero sin coordinación previa lo que provocó que los Rebeldes apagaran los indicadores. Agotado el combustible el avión se precipitó a la bahía de Nipe lo que provocó la muerte de Raúl Rodríguez Villegas y otros pasajeros. Andrés Álvarez logró salir y con la ayuda de unos campesinos y miembros del Movimiento 26 de Julio pudo incorporarse a las fuerzas del Segundo Frente.

El 9 de diciembre de 1958 las fuerzas de La Columna 17 Abel Santamaría capitaneada por Raúl Menéndez Tomassevich tomaron San Luís. Se organiza en este poblado la Policía Rebelde y el Gallego Álvarez fue designado supervisor de este cuerpo. A partir de enero de 1959 con los grados de Primer Teniente del Ejército Rebelde ocupó el cargo de Segundo Jefe del DIER (Dirección de Inteligencia del Ejército Rebelde) en Santiago de Cuba.

Por errores cometidos en el desempeño de sus funciones sufrió prisión. Posteriormente regresó a Vázquez en 1967 y aquí siguió trabajando para la Revolución. Trabajo en la oficina de atención de combatientes y presidió la ACRC hasta 1995.

Andrés Álvarez, El Gallego ha recibido diversas distinciones y reconocimientos por su obra patriótica y revolucionaria. Fallece de una penosa enfermedad el 2 de agosto del 2010 en Vázquez

Deja un comentario

El nombre y el correo electrónico son necesarios. Tu correo electrónico no será publicado.